¿Qué es la cuota de separación de un apartamento?

Siempre que vamos a buscar comprar una vivienda nueva nos hablan de la cuota de separación del mismo. Es un término muy simple, pero que a veces se confunde con la cuota inicial de la vivienda.

En resumen, y de manera muy simple, la cuota de separación de un apartamento es la cuota definida por la constructora para separar el apartamento a un comprador.

¿Por qué existe la cuota de separación?

Dado que la compra de vivienda es un proceso largo que puede durar hasta 2 años o más desde la separación, las constructoras piden a los clientes que muestren su voluntad de compra inicial, pagando a la fiducia un valor que ellas determinan. Algunas constructoras fijan un valor para todos los apartamentos. Otras, pueden indicar esta cuota en términos de un porcentaje del valor del apartamento. Cada constructora es libre de decidir la cuota inicial que van a solicitar.

¿Por qué se debe pagar la cuota de separación?

La única manera de asegurar el negocio con la constructora, y que el apartamento por el que uno se decidió no lo vayan a vender a un tercero, es pagando la cuota de separación y firmando la promesa de compra venta del inmueble. Antes de haber pagado esta cuota y firmado las promesas de separación no tienen validez legal.